Feeds:
Entradas
Comentarios

Hay que tomar pescado… sí, claro, pero cómo cuesta que los príncipes estén de acuerdo!!! A ver qué tal con esta: pudding de pescado, de sabor suave, blandito y simpaticón; tiene forma de conejo.

La lista de la compra:

  • 500 gr. de pescado fresco, limpio y sin espinas, el que prefieras.
  • 3 huevos
  • 150 ml. de nata
  • 4 cucharadas de salsa de tomate
  • 1 puerro
  • 1 pizca de sal

A cocinaaar!!!

  1. Picar el puerro muy fino y rehogar hasta que esté blandito, unos 6 minutos; Seguir leyendo »

 

La semana pasada hice una escapada de tres días que aproveché para alimentar bien el cuerpo y el alma. Si vais a París, no podéis dejar de visitar Ladurée, mítico salón de té  situado en la Rue Royale, que abrió sus puertas como panadería en 1862 de la mano de Louis Ernest Ladurée; posteriormente se transformó en pastelería y más adelante, Jeanne Soucherd, esposa de Ladurée tuvo la idea de convertirlo en uno de los primeros salones de té de la ciudad, logrando con acierto mezclar la idea de café parisino y pastelería.

Cuando entras allí, el tiempo parece haberse detenido; conserva todo el encanto de un antiguo salón de té, lámparas de araña,  servicio exquisito, minúsculas mesas de madera, frascas de cristal antiguo, suelos de marquetería… y hay mucho más que Macarons!!!

Caminando por París me dí cuenta de que eran las 2 de la tarde… Mon Dieu!!! A ver quién me da de comer en una ciudad en la que se almuerza sobre las 12… Lo conseguí en Ladurée, que sirve una excelente comida hasta las 3 y media. Seguir leyendo »

Buenos días a todos!!!

Otra cena rica que nos soluciona Violeta´s Kitchen!!! ¿Los peques están cansados de tomar siempre filete a la plancha?Esta semana cenarán como si hubiesen salido a una hamburguesería, palabra!!!

A veces sólo con cambiar la forma y hacer que la presentación sea un poco más divertida les ayudará a que comer no resulte aburrido; un simple filete de pollo cortado en tiras, rebozado y frito les encantará.

Siempre intento que los ingredientes sean de primera calidad; si es posible, compra pechugas de pollo que sean de corral; se alimentan con cereales y muchos corretean en libertad, lo que hace que la carne sea más prieta y sabrosa. Lo mismo con los huevos orgánicos; cuestan un poco más, pero siguen siendo asequibles, y la diferencia vale la pena!!!

La lista de la compra:

– Pechugas de pollo en filetes muy finos

– Huevo, pan rallado, aceite de oliva y un poquito de sal

A cocinaaar!!!

1. Cortar las pechugas en tiras de un dedo de grosor, salar mínimamente, o si es posible prescindir de la sal.

2. Bañarlas en huevo batido y rebozarlas en pan rallado; repetir de nuevo la operación: huevo y pan rallado. Este truco es muy bueno porque hace que las pechugas queden muy crujientes por fuera y jugosas por dentro.

2. Calentar abundante aceite de oliva en una sarten y freir a fuego medio hasta que estén doradas y crujientes. Pasar a un plato con papel absorbente para quitar el exceso de grasa y servir.

Ya está!!! De primero una cremita de verduras y otra cena solucionada; ¿ves qué fácil?

Ya estamos de vuelta!!! Tras  los excesos de la Navidad, llegó el monográfico dedicado al Roscón; soy incapaz de  contar cuántos trozos he comido en todas sus versiones: relleno de nata, de trufa, sin relleno y mojado en chocolate…  me gustan todos!!!
Ahora toca volver a la normalidad, dieta sana y equilibrada; ¿qué os parece una ensalada? Esta semana Violeta’s Kitchen os lo pone fácil, sabroso y dietético!!!

La lista de la compra:
– Dos bogavantes vivos
– Brotes tiernos como radicchio, escarola, rúcola… (puedes comprarlos en bolsa)
– Unas hojas de endivias moradas

– Tomates cherry
– Espárragos trigueros
– Sal, vinagre y aceite

A cocinaaar!!!
1. Abrir en canal el bogavante vivo, cuidado porque se moverá!!!
2. Hacerlos a la plancha con un poquito de aceite, poniendo un plato pesado encima para que se hagan bien, unos , unos cinco minutos por el lado de la cáscara  y otros cinco por el otro; a veces las patas hay de hacerlas un poquito más. Sacar la carne de la carcasa con ayuda de unas tenazas y ensartarla en unas brochetas junto con un tomate cherry
3. Montar la ensalada en una fuente (yo he utilizado un plato de pizarra) y hacer a la plancha los espárragos trigueros.
4. Preparar una vinagreta siguiendo la proporción de un pellizco de sal, media cucharada de vinagre por tres de aceite y añade el coral del bogavante, batiendo bien con un tenedor.
5. Colocar un espárrago por persona en la ensalada y una brocheta de bogavante; aliñar con la vinagreta y servir inmediatamente.

Lo único complicado de esta receta es la operación “cuchillo al bogavante”; si no te ves con ánimo puedes  pedirle al pescadero que lo haga por tí, o prepararla con bogavante congelado,  gambones de buena calidad e incluso pulpo, pero el marisco vivo es mucho mejor; hoy en día los encontramos en casi todas las pescaderías, y el gallego tiene un sabor superior; una versión más asequible es el bogavante canadiense,  que también da muy buen resultado.

Que lo disfrutéis!!!

Uy uy uyyyy… cómo nos vamos a poner esta semana!!! Violeta´s Kitchen prepara esta riquísima crema de avellanas, que nos solucionará más de una merienda y alguna que otra recompensa tras haber comido todo, todo y todo. Es importante saber premiar a nuestros peques, de forma que no todo sean peleas y luchas diarias con las acelgas y el pescado. Una recompensa por algo bien hecho o simplemente darles una alegría sin ninguna razón les encantará.

En la medida de mis posibilidades, intento preparar todos los alimentos que comemos en casa, en este caso una crema dulce que los peques adoran, sin conservante ninguno, ni grasas de origen desconocido y con ingredientes de primera calidad, que aportan calcio y energía suficiente para una tarde intensa de juegos; es muy fácil de preparar y aguanta bien en la nevera hasta una semana.

La lista de la compra:

 50 gr. de avellanas peladas y tostadas
75 gr. de azúcar

50 gr. de chocolate fondant

50 gr. de chocolate con leche
50 gr. de chocolate blanco
100 gr. de leche entera
75 gr. de aceite de girasol

A cocinaaar!!!!

1. Triturar en un robot o en la picadora las avellanas y el azúcar hasta que quede una mezcla muy fina y reservar;

2. Trocear y picar también fino todos los chocolates y poner en una cazuela al baño María todos estos ingredientes, añadiendo también la leche y el aceite. Mucho cuidado que no caiga nada de agua en la cazuela de chocolate pues agua y chocolate no hacen buenas migas y se nos cortaría seguro!!!

3. Cocer a fuego lento removiendo constantemente para que no se queme hasta que todos los ingredientes se hayan fundido y tengamos una mezcla suave y homogénea.

4. Enfriar en un tarro de cristal y conservar en frío.

5. Algunos usos para esta crema: si tienes una plancha de hojaldre congelado puedes rellenarlo con esta crema, enrollarlo y hornear, tendrás una riquísima napolitana rellena. Cualquier bizcocho relleno de esta crema y con frutos rojos hará que el esfuerzo valga la pena y también podemos decorar o rellenar galletas y pasar una tarde muy divertida. Como última receta del año, ayer preparé un tronco de Navidad relleno de esta crema y mascarpone con ralladura de lima, el resultado es suave y delicioso.

Que lo disfrutéis!!!

Espero que os guste!!!

Queridos blogueros y cocineros:
Ya estamos de vuelta!!! Estaba deseando volver a cocinar cosas ricas pero estas Navidades han sido de lo más ajetreadas.
Desde el mes de noviembre tenía en mente preparar este postre, perfecto para despedir el año; un tronco relleno de mascarpone y crema de avellanas… A ver quién se acuerda de esta canción: “Leecheeee cacaaaaoooo avellaaanaaaas y azúúúcaaaar… Nocillaaaaa!!!”
Pues sí!!! Esta semana Violeta’s Kitchen prepara Nocilla de toda la vida; nuestro postre también lleva mascarpone que añade suavidad para que la mezcla no quede empalagosa y un toque de cáscara de lima rallada, que le va muy, muy bien. La Nocilla casera está mucho más buena, si queréis prepararla mañana publicaré la receta en nuestra sección de peques: Mamááá, qué hay para cenaaar?”

La base del tronco es un bizcocho genovés, que se caracteriza por ser muy suave y esponjoso, puede enrollarse porque es muy flexible y admite mil y una preparaciones y rellenos. Esta vez lo he preparado con la receta de Themomix, pero si no tenéis este robot podéis comentármelo y os paso una receta manual en un periquete.

¿Habéis visto qué bonito es el pie de tarta y la campana de cristal en la que he presentado este postre? Son de Rumoroso, una tienda maravillosa de las de toda la vida en la que podrás encontrar casi cualquier cosa que necesites para la cocina: vajillas, cuberterías, moldes y muchas cosas más!! Además, puedes comprar on line en www.rumoroso.es, otro día dedicaremos un post como se merece a esta tienda.
y así, sin más nos ponemos a cocinar.

La lista de la compra:

A.Para el bizcocho genovés

  • 120 g azúcar
  • 4 huevos
  • 1 pellizco sal
  • 120 g harina

B. Para el relleno y la cobertura:

  • ½ kg. De crema de avellanas (Nocilla)
  • 250 gr. de queso mascarpone
  • Ralladura de una lima (sólo la parte verde, que la blanca amarga!!)

A cocinaaar!!!

 El bizcocho genovés

1. Pon la mariposa en las cuchillas y vierte en el vaso el azúcar y los huevos. Programa 6 minutos, temperatura 37º, velocidad 3 ½. Quita la temperatura y programa 6 minutos más a la misma velocidad.
2. Añade la harina y la sal y programa 10 segundos en velocidad 2 ½, termina de envolver delicadamente con la espátula. Vierte en una bandeja de horno engrasada, o sobre papel de horno, una capa delgada cubriendo toda la superficie. Precalienta el horno a 180º y hornéalo durante 10 minutos.

3. Saca la bandeja del horno y cubre la plancha de bizcocho con un trapo; dale la vuelta y enrróllalo sobre sí mismo. Deja enfriar.

 El relleno y la cobertura:

Mezcla en un bol de cristal la crema de avellanas y el mascarpone; trabaja la mezcla con una espátula hasta que sea homogénea.

 Acabado y presentación: 

Desenrrolla el bizcocho y retira el trapo; cúbrelo con una capa de crema , espolvorea con un poco de lima rallada y vuelve a enrrollarlo sobre sí mismo. Recubre toda la superficie del bizcocho con la crema restante y pasa un tenedor por la superficie haciendo forma de ondas para simular el tronco de un árbol; espolvorea por la superficie la ralladura de lima restante y decora como más te guste, con fresas, frambuesas, rodajitas de lima…

 Y ya está!!! Espero que lo disfrutéis, no hay mejor forma de despedir el año que tomando un postre tan bueno!!! Y a los que corráis la San Silvestre, feliz carrera!!!

La receta de esta semana encanta a niños y no tan niños; una rica crema de maíz, uno de los alimentos más consumidos a nivel mundial, y es que el maíz forma parte de la dieta diaria en muchas culturas; por ejemplo la mayor parte de los aperitivos y snacks que consumimos envasados tienen una  base de maíz; es crujiente, sabroso y se presta a mil preparaciones.

Lo mejor de esta receta, es que se prepara en sólo 15 minutos, si sí, has oído bien…

La lista de la compra:

  • 3 puerros, grandes y hermosos, sólo la parte blanca, cortados en juliana
  • 2 latas grandes de maíz cocido (600 gr.)
  • La medida de 2 latas de caldo de pollo con verduras o un brik de buena calidad
  • 1 medida de leche o nata
  • 4 c/s de aceite de oliva virgen
  • Sal y pimienta (para los mayores, que los peques no deben tomar)

A cocinaaar!!!!

  1. Calentar una cazuela con aceite y rehogar a fuego medio el puerro unos 6 minutos, hasta que esté blandito sin que coja color.
  2. Añadir el maíz y cubrir con las medidas de caldo y leche; cocer unos 5 minutos más, Poner a punto de sal.
  3. Triturar hasta que quede una crema bien fina, que no se noten los trocitos de maíz!!! Si es necesario, añadir un poquito más de caldo.

Ya está. ¿A que es fácil y rápida? Pues verás qué rica sabe!!!

Esta cremita estará llena de nutrientes del caldo de pollo con verduras, junto con las vitaminas del puerro y los hidratos de carbono del maíz; puedes hacer que este plato sea más completo añadiendo unos tropezones de pollo, por ejemplo.

Que la disfrutéis!!!